Cocineras tradicionales, un tesoro de Guanajuato

Las cocineras tradicionales de Guanajuato son joyas de nuestra gastronomía

El estado de Guanajuato tiene un tesoro gastronómico para compartir al mundo, y sus cocineras tradicionales son las embajadoras del sabor porque rescatan, preservan y dan a conocer deliciosos platillos que se preparan  con las recetas consentidas  de las abuelas que pasan de generación en generación.

Mujeres generosas que con una sonrisa sincera regalan con amor lo mejor de su sazón.

En esta ocasión, tres joyas del arte culinario que forman parte de la riqueza gastronómica guanajuatense, originarias de Purísima del Rincón, Ciudad Manuel Doblado y Abasolo, comparten sus recetas y  conocimientos culinarios que abrazan con cariño para mantener viva una exquisita herencia ancestral.

El amor por la cocina, por los aromas y  sabores de Guanajuato lo trae doña María del Refugio López Ayala desde que era niña. Ella vive en el Pueblo Mágico de Jalpa de Cánovas en Purísima del Rincón.

Doña ‘Cuquita’ como le dicen de cariño, tiene 50 años de ser cocinera y confiesa que puede  pasar  horas preparando alimentos.

A cada platillo  le pone amor y cariño, sus ingredientes favoritos.

Con medio siglo de experiencia, considera que no hay un platillo característico de Guanajuato porque es un estado con una gastronomía muy espléndida.

Su sazón única  y el amor que le pone a todo lo que prepara le ha permitido ganar reconocimientos como parte del programa    ¡Guanajuato sí sabe! en   Monterrey, Celaya y Calvillo.

El legado de Cuquita lo ve  reflejado en sus nietas quienes ya disfrutan de la mejor herencia que les puede dejar, el amor por la gastronomía.

— No te pierdas