‘Disfrazan’ diagnóstico de ansiedad o depresión laboral

En el País el 50 por ciento de la población tuvo problemas de ansiedad y el 15.4 por ciento reportó síntomas de depresión
Foto: Agencia Reforma.

Verónica Gascón Hernández

Aunque en México se habla cada vez más que la población sufre trastornos de ansiedad o depresión, éstos padecimientos no se diagnostican con precisión y se otorgan pocas incapacidades por estos motivos.

Estas afecciones se pueden “disfrazar” de otras enfermedades, por lo que se requiere capacitar a los médicos familiares para que los diagnostiquen correctamente, aseguró Mauricio Hernández Ávila, director de prestaciones Económicas y Sociales del IMSS.

“No vemos un incremento franco de incapacidades con diagnóstico porque se disfrazan con otros diagnósticos, puede ser migraña, lumbalgias. Es donde nosotros todavía tenemos que hacer un trabajo más profundo y capacitar a nuestros médicos familiares para que puedan hacer el interrogatorio médico que diagnostique esos problemas y los reconozca en términos de una incapacidad por depresión o ansiedad.

“No lo vemos como en otros países, como en España, donde este tipo de incapacidades son frecuentes y son una causa común de paro temporal de un trabajador o una trabajadora pero aquí en México todavía no lo tenemos.”, comentó en entrevista.

Hernández Ávila aseguró que a través del programa Entornos Laborales Seguros y Saludables se están tomando medidas en los centros de trabajo para que se atiendan riesgos psicosociales entre los colaboradores y así prevenir accidentes y padecimientos mentales.

Hay sectores como el minero, el turístico y maquilador que se están adhiriendo a dicho programa, lo cual les ayudaría a reducir el pago por la prima de riesgo de trabajo.

En el País el 50 por ciento de la población tuvo problemas de ansiedad y el 15.4 por ciento reportó síntomas de depresión, según la Encuesta de Bienestar Autorreportado que Inegi dio a conocer en diciembre del 2021. Ambos porcentajes son mayores en el caso de la población femenina.

El origen de estos padecimientos puede ser el ambiente laboral. Un estudio de Terapify, plataforma de terapia psicológica en línea, reveló que 6 de cada 10 mexicanos estarían dispuestos a renunciar a su trabajo o a cambiarse a uno con un sueldo menor a cambio de tener una mejor salud mental.

El mismo estudio arrojó que el 60 por ciento de las personas que presentaron estrés laboral experimentó problemas para dormir. En tanto que 58 por ciento refirió haber sufrido migrañas o dolores de cabeza y el 46 por ciento cansancio extremo.

“El trabajador con burnout suele perder el interés en su desempeño y sentirse menos capaz de realizar sus actividades diarias. Las empresas tienen un reto por delante que es el regreso parcial o total a las oficinas que requiren de una nueva adaptación por parte de los colaboradores”, señaló Cristina Raunich, chief martketing officer de Terapify.

— No te pierdas