Demandaría empresa de EU a México por expropiar terrenos

El impacto incluiría la pérdida completa de una línea de productos, la interrupción de la cadena de suministro, el costo de equipos y empleados inactivos
Foto: Cortesía.

La empresa Access Business Group, con sede en Michigan, Estados Unidos, busca demandar al Gobierno de México por 3 mil millones de dólares luego de que en el 2013 perdiera un juicio que ordenó la expropiación de 280 hectáreas de terrenos en el Ejido San Isidro, del Municipio de San Gabriel, Jalisco.

De esta manera Access perdió la propiedad de las tierras adquiridas hace tres décadas en donde opera su subsidiaria mexicana Nutrilite, dedicada al desarrollo de productos agrícolas usados para la fabricación de cosméticos, suplementos nutricionales y productos para el cuidado del hogar y personal, que vende su compañía hermana Amway.

En julio pasado, la compañía recibió avisos correspondientes para que en un periodo de seis meses entregue a los beneficiarios la propiedad de las tierras.

Por ello, el pasado 11 de octubre envió un aviso de intención vía su buffete de abogados Bryan Cave Leighton Paisner, en Miami, dirigido a Orlando Pérez Garate, Director general de Consultoría Jurídica de Comercio Internacional de la Secretaría de Economía, notificando el inicio del proceso para el reclamo de la indemnización, de acuerdo con el sitio Global Arbitration Review.

La empresa busca actuar legalmente en el marco del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

“El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) expiró a fines de junio del 2020, pero su tratado sucesor, el T-MEC, permite a los inversionistas presentar reclamos heredados del TLCAN por otros tres años, lo que significa que cualquier demanda debe presentarse antes del 30 de junio del 2023″, refirió el sitio.

“El TLCAN prohíbe la expropiación excepto cuando sea para un propósito público, sobre una base no discriminatoria, de conformidad con el debido proceso legal, y haya pago de compensación. Access alega que la expropiación de El Petacal (en el Ejido San Isidro) viola ‘muy notablemente’ estos cuatro elementos”.

El proceso se remonta a 1939 con el reclamo de tierras de ejidatarios del lugar hasta que en el 2013 el Ejido San Isidro obtuvo una sentencia del Tribunal Colegiado de Circuito en la que se confirmó el derecho a la propiedad, como lo marcó un decreto presidencial de Lázaro Cárdenas.

Access argumenta que las operaciones de agricultura orgánica de Nutrilite son únicas y, por lo tanto, el impacto incluiría la pérdida completa de una línea de productos, la interrupción de la cadena de suministro, el costo de equipos y empleados inactivos, así como el costo de la pérdida de la propiedad.

— No te pierdas